Déficit de fibrinógeno congénito

¿Qué es el déficit de fibrinógeno congénito?

El déficit de fibrinógeno congénito (DFC) es un trastorno hemorrágico heredado poco frecuente que se produce cuando el organismo no es capaz de producir abundante fibrinógeno (también denominado Factor I) para ayudar al organismo a formar coágulos que detengan la hemorragia.

DFC es un término genérico que engloba varios trastornos relacionados: afibrinogenemia (una falta total de fibrinógeno), hipofibrinogenemia (niveles bajos de fibrinógeno), disfibrinogenemia (el fibrinógeno no funciona correctamente) e hipodisfibrinogenemia (un defecto combinado que implica tanto bajos niveles de fibrinógeno como una disfunción). CSL Behring ofrece terapias de reemplazo de fibrinógeno para ayudar al organismo a coagular de forma adecuada.